LIBROS PARA EDUCAR EN VALORES: Sopa de Calabaza de Helen Cooper

Como todos los lunes comenzamos la semana con recomendación literaria y la elegida hoy es una deliciosa historia sobre la amistad escrita por Helen Cooper en 1998. Su título: Pumpkin Soup (Sopa de Calabaza).

 

 

Los protagonistas de esta historia son tres músicos que viven en una preciosa casa en el medio del bosque: Gato toca la gaita, Ardilla el banjo y Pato canta. La casa esta rodeada de calabazas y de ella siempre sale un olor delicioso, pues todos los días nuestros tres protagonistas hacen una sopa de calabaza para cenar.
.
 .
Todos tienen un papel preciso en la ejecución de la sopa: Gato corta la verdura, Ardilla se encarga de remover con esmero el agua y Pato añade la sal. Todo marcha perfectamente, los tres son felices en esta distribución ordenada y equitativa de las tareas domésticas. Su vida es absolutamente agradable… o eso es lo que ellos pensaban hasta el día en que a Pato se le suben los humos a la cabeza y decide cambiar los papeles… aunque eso sí buscando un papel estelar para él.
.
 .
Y aquí comienzan los problemas con discusiones incluidas, cucharas de madera volando,  abandono del hogar por parte de Pato y la tristeza instaurada en unos amigos a los que ya no les sabe igual la sopa.
.
.
Ardilla y Gato, cuando ven que su amigo no regresa deciden salir a buscarlo. A la noche cansados y con la peor de las ideas en la cabeza deciden abandonar la búsqueda y volver a la cabaña. Y, ¿sabéis a quien se encuentran? Exacto, Pato está sano y salvo esperándoles.
 .
¿Os imagináis cómo lo celebran? Con un gran abrazo y, por supuesto, haciendo Sopa de Calabaza.
 .
.
Una preciosa historia sobre la amistad y la lealtad pero también sobre el compromiso y la superación de los problemas y las diferencias que ganó la Medalla Kate Greenaway en 1998 y fue finalista del premio Kurt Maschler y de la que su autora Helen Cooper ha realizado varias secuelas con estos tres amigos y su sopa de calabaza como protagonistas.
.
.
Se me olvidaba, cuando ya todo parece que volvía a su cauce y realizan una maravillosa sopa de calabaza todos juntos, este anárquico pato decide que ya no quiere cantar sino que su función en la orquesta será tocar la gaita.

 




 

Helen Cooper es una artista autodidacta, ganadora dos veces de la Medalla Kate Greenaway y formada en la Royal Academic of Music, algo que no extraña al ver el papel fundamental que tiene la música en su obra. Fascinada por la percepción que tienen los niños del mundo Cooper considera que los libros son una manera de mostrar a los niños posibilidades o soluciones. Si queréis conocer más sobre su obra pinchando aquí accederéis a la página que wormworks ha realizado sobre ella en la que podréis encontrar, además de su biografía, bibliografía…, guías didácticas para trabajar sus libros con los más pequeños.
MÁS LIBROS SOBRE LA CONVIVENCIA
[products columns=”4″ orderby=”title” order=”” ids=”2744, 2504, 2497″]
TE PUEDEN INTERESAR

Te puede interesar:

Deja tu comentario


12 − dos =